El Ayuntamiento de El Rosario será el primer edificio municipal con «cero emisiones»

La mejora de la sede municipal, junto a la instalación de su propio campo de placas solares, hará que su balance energético sea nulo La nueva envolvente ahorra el 55% de la factura eléctrica actual

El edificio del Ayuntamiento de El Rosario, en La Esperanza, está inmerso en pleno proceso de reforma y rehabilitación de sus instalaciones para hacerlas sostenibles. Se trata de la ejecución de las obras de rehabilitación energética de la envolvente de la Casa Consistorial del Ayuntamiento de El Rosario, un proyecto de 237.326’20 euros de inversión, que se beneficia de una subvención del 85% otorgada por el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE).

 

Este proyecto, junto a la instalación de la placas fotovoltaicas, hará que la sede del Consistorio sea la primera instalación municipal con «cero emisiones», al generar su propia electricidad de forma limpia y consiguiendo un alto nivel de eficiencia energética.

 

La rehabilitación de la envolvente térmica del edificio permitirá el
aislamiento de todos los espacios interiores habitables y su separación del
ambiente exterior, disminuyendo las necesidades de dispositivos de regulación
de la temperatura. Hasta ahora ningún cerramiento del edificio disponía de
aislamiento térmico, debido a que la normativa de la edificación de la época en
la que se construyó, no exigía el cumplimiento del coeficiente de la envolvente
de los edificios.

El concejal de Transición Ecológica de El Rosario, Fidel Vázquez.
El concejal de Transición Ecológica de El Rosario, Fidel Vázquez.

El concejal de Transición Ecológica, Fidel Vázquez (Sí se puede), explica que «solo con esta obra reduciremos casi un 55% la energía que consumimos, algo más de 25.000 kWh, que, según los precios actuales de la electricidad, equivalen a unos 8.700 euros anuales». A este importe se deberá sumar la producción de la instalación fotovoltaica, pendiente de instalar cuando finalice la obra, y que
produciría aproximadamente 45.000 kwh anuales, dejando, así, un edificio con una huella de carbono cercana a cero. Además, se dejarán de emitir,
anualmente, 77’11 toneladas de CO2 a la atmósfera.

Fidel Vázquez sostiene que «entre el ahorro energético de la obra de la
envolvente y de mejora de la eficiencia energética y la instalación de
autoconsumo fotovoltaica, el principal inmueble municipal se va a convertir en
un edificio 0 emisiones».

 

De esta forma, destaca el edil que «no hay muchos ejemplos en Canarias de organismos públicos con infraestructuras que lleguen a este nivel de eficiencia energética, algo que importantísimo, tanto a nivel medioambiental, como de ahorro económico para las arcas municipales. Además de la ejemplaridad que debemos dar las Administraciones públicas en cuanto a la Transición Energética y la Lucha contra el Cambio Climático».

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.